Técnicas metodológicas usadas en el Centro Ocupacional con las personas con necesidades de apoyo generalizado

El apoyo activo, aunque en el Centro Ocupacional de Integrandes.org se lleva utilizando desde hace 20 años, todavía es una metodología desconocida y poco utilizada en los centros de servicios que prestan apoyo a las personas con discapacidad intelectual.

En dichos centros de atención a personas con discapacidad intelectual, tradicionalmente, se ha ofrecido a los usuarios un modelo de asistencia "modo hotel". En ellos, los profesionales hacen todo por la persona con discapacidad, lo que supone que la persona pasa mucho tiempo inactiva.
Precisamente con la metodología utlizada en el Centro Ocupacional de Integrandes.org lo que se propone es que la persona tenga mayor participación en su vida diaria y en todos los entornos posibles, independientemente de sus necesidades de apoyo. Se trata de que
las personas participen en actividades significativas.

Destacamos algunos elementos característicos del apoyo activo según Cuervo, T. et al. (2016): "El apoyo activo como herramienta para la mejora de la participación de la persona con discapacidad intelectual. Estado de la cuestión" Revista Española de Discapacidad, 4 (2): 47-62:

  • Importante conocer bien a la persona.
  • No  hacer todo por ella.
  • Detectar oportunidades de participación en el día a día.
  • Tener contacto con la comunidad para ofrecerles mayores oportunidades de participación.
  • Flexibilidad en las rutinas diarias para hacer posible esa participación.
  • Que participen en actividades variadas y significativas.
  • Todos los momentos del día tienen potencial para que la persona participe.

En el Centro Ocupacional de Integrandes.org,  para los usuarios con mayores necesidades de apoyo creamos planes de apoyo activo en función de las necesidades de la persona, estos planes facilitan mayor autonomía a la persona e incluyen actividades domésticas, actividades personales y de autocuidado, actividades en el entorno y actividades de participación en el funcionamiento diario del centro. En la planificación de la actividad diaria de la persona tenemos en cuenta varios aspectos: que tenga presencia, que pueda elegir, que desarrolle competencias, que participe con otros y, sobre todo, respetando sus tiempos.

Algunos ejemplos realizados en el taller de Terapia de Desarrollo Personal son los siguientes:

  • Hemos comenzado a colaborar en el reparto de prensa que hacen los compañeros de Ordenanza y Manipulados. De momento, hemos formado un grupo que está aprendiendo como funciona dicho reparto para, posteriormente, enseñárselo al resto de los compañeros. Este reparto se realiza en locales y cafeterías cercanas al centro -un total de once-. Después se quedan a tomar un desayuno en una de ellas. Les encanta porque saben que están realizando algo importante, interactúan con personas del entorno, y sobre todo salen muy reforzados con todas las felicitaciones que reciben.
  • Diariamente, usuarios con necesidades de apoyo generalizado de este taller hacen recados en el centro relacionados con necesidades del taller. Por ejemplo, se desplazan al taller de fotocopias para recoger las fotocopias que ha mandado la educadora. También realizan la entrega en administración de las cartas que recogen en el taller de sus compañeros o bien responden al teléfono de la sala, entre otras. Están muy motivados por realizar estas tareas, se ofrecen voluntarios y, a veces, es necesario poner turnos.
  • Algunos usuarios tienen la responsabilidad a primera hora de la mañana de regar las plantas de los despachos.
  • También por la mañana, algunos se encargan de doblar los paños y baberos que se han dejado en la cocina tendidos en el tendedero.

En su calendario semanal y diario se les anticipa que tienen que realizar estas colaboraciones y observamos que están más centrados, disminuyendo, a su vez, las conductas desadaptadas. Y es que, cuando realizan actividades importantes, quieren demostrar que son capaces de hacerlo porque valoran que confiemos en ellos.